Skip to content

REV’IT Outback 2 | Análisis

Hola, a todos.

Comienzo mi andadura de esta sección con un artículo sobre el traje de cordura REV’IT Outback 2. En realidad, más bien sobre la chaqueta Outback 2 y el pantalón Outback, puesto que la chaqueta ha sufrido una actualización sobre el modelo original Outback, pero no así el pantalón que sigue siendo el original de la gama.

Los artículos sobre equipación específica para moto voy a procurar estructurarlos de una manera «estándar», para poder diferenciar ciertos aspectos que puedan ser confusos a la hora de valorar un producto.

Adquirí las dos piezas hace ya más de un año, por supuesto en la tienda REV’IT Motónity, en Santiago de Compostela, siempre con el asesoramiento experto de Borja para ajustar necesidades y presupuesto. Muy importante, esto último…

Diseño y apariencia.

Una de las partes más subjetivas de una valoración, me atrevo a decir. El gusto estético de cada uno, pues qué os voy a contar. Personalmente me parece que está bien conseguido. El traje, la combinación de la chaqueta y el pantalón, tienen un aspecto de tipo adventure, pero sin demasiadas excentricidades. Es un diseño sencillo y sobrio, en mi opinión bien conseguido. Obviamente, la marca dispone de equipaciones que, además de ser técnicamente más de tipo adventure, también lo parecen en su estética, como puede ser el traje Sand 3, u otros.  Incluso podríamos decir que la serie Outback es como el «hermano pequeño» de la serie Sand 3. Sin ahondar en las diferencias en detalle entre ambas series, basta decir que la chaqueta Sand 3 tiene un precio un 50% superior a la chaqueta Outback 2.

Protecciones físicas.

Más allá de los materiales textiles con los que están construidas las prendas, que entiendo serán lo suficientemente resistentes a la abrasión, tanto la chaqueta como el pantalón disponen de todas las protecciones necesarias que, al menos yo, considero mínimas en un traje de estas características. La chaqueta dispone de protecciones en codos y hombros y lugar para la espaldera (imprescindible). Las protecciones de hombros y codos vienen incluidas en el producto de serie, y la espaldera se debe adquirir aparte, aunque a veces las tiendas disponen de promoción para incluir de manera gratuita la espaldera. Al tratarse de una promoción, esto no será así siempre. El pantalón incluye también todo lo necesario, esta vez de serie, sin tener que adquirir ningún componente adicional. Protecciones en rodillas y caderas.

Tras más de un año de uso en múltiples condiciones climatológicas y tipos de salidas en la moto, tengo que decir que las protecciones son sumamente cómodas. Son lo suficientemente flexibles para que se amolden a la posición del cuerpo en cada momento, y no son molestas en absoluto. Se nota que están ahí, lo cual está bien ya que transmite una sensación inconsciente de protección del cuerpo, pero sin molestar. Debemos recordar que la comodidad sobre la moto es muy importante, ya que debemos estar con los 5 sentidos puestos en pilotar y, si algo nos está molestando, no estaremos todo lo concentrados que debemos en el pilotaje.

Aislamiento.

Lo primero a describir sobre este tema es que se trata de dos prendas denominadas «tricapa». Esto es; una capa exterior de cordura, y dos capas interiores desmontables con dos funciones determinadas, pero a la vez muy versátiles. Ahora os contaré. Una de ellas es la membrana impermeable y que también hace una función de cortaviento, por lo que contribuye activamente a un mejor aislamiento térmico en el interior. La otra es una capa de forro térmico, que proporciona un aumento de la temperatura en el interior del traje muy, muy agradable.

Hay dos cuestiones a destacar sobre las dos capas interiores. La primera es que se pueden hacer todas las combinaciones posibles de instalación. Esto es; colocar únicamente la capa impermeable, únicamente la capa térmica, o ambas. Utilizando las tres posibles combinaciones, se dispone del aislamiento perfecto y la temperatura adecuada para cualquier condición climática. Yo he probado todas ellas, y siempre he encontrado la combinación perfecta para cada momento. Si hace un poco de fresquito en primavera/verano, con poner la capa térmica se consigue una sensación estupenda. Si hace fresquito pero hay algo de humedad, basta con poner la capa impermeable. Y si hace un frío de morirse o si llueve a mares, se ponen las dos capas y listo. El aislamiento es perfecto y la comodidad, máxima. La otra cuestión es que el montaje/desmontaje de las capas es muy fácil. Tanto la chaqueta como el pantalón tienen los enganches para fijar las capas con un código de colores rojo y negro, que facilitan la conexión de cada capa interior a la chaqueta de cordura. Siempre que se coloquen las capas quedarán igual, en la misma posición, y sin fisuras que permitan el paso de aire o de agua. Muy buen sistema.

Comodidad.

Cómodo, cómodo, cómodo. No voy a escribir más en este aspecto. Creo que ha quedado claro.

Relación calidad/precio.

En este aspecto entiendo que la subjetividad también tiene un gran peso, ya que no todos los bolsillos son iguales. En mi caso, el precio de las prendas ha sido el siguiente, en la tienda Motónity de Santiago: 285€ la chaqueta, con la espaldera de regalo (por parte de Motónity) incluida y 195€ el pantalón.

Me parece un precio razonable para las funcionalidades que ofrecen las prendas, y la calidad, versatilidad y comodidad que me están demostrando en el tiempo que las llevo usado. Supongo que las gamas superiores, de mayor precio y prestaciones, serán necesarias para pilotos con otras necesidades y tamaño de bolsillos, pero para el uso que yo le doy a las prendas, sport-turismo con una moto carenada, es más que suficiente y asequible.

Aquí termina esta reseña. Hasta la próxima!!!

Compartir en:

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.